REFLEXIONES EN TORNO AL SISTEMA DE EXPLOTACIÓN DE ENERGÍA EÓLICA

Parque eólico en funcionamientoLa explotación de energía eólica surgió apenas hace poco más de una década, pero ha cobrado tal brio en tan poco tiempo que hoy forma parte de cualquier paisaje medianamente montañoso. Tanto se ha extendido que hoy constituye la principal fuente de energía renovable con un crecimiento imparable. Esto se debe a dos razones fundamentales, el desarrollo tecnológico permite cada vez aerogeneradores cada vez más eficientes, lo que a su vez se traduce en costes de la electricidad cada vez más competitivos.

Empresas españolas han estado a la cabeza del desarrollo tecnológico de esta energía y podríamos asegurar que con la instalación en España de miles de aerogeneradores, la industria nacional se ha situado en un nivel de competitividad que ahora le permite plantear ofertas internacionales con gran éxito.

Sin embargo, a nadie se oculta que esta forma de energía ha ocasionado polémicas por su impantación en zonas con valor paisajístico destacado o con otros usos tradicionales que no siempre ha sido posible respetar en su integridad.

En muy pocas ocasiones los perjudicados en sus intereses han logrado éxito en sus pretensiones frente a la industria eléctrica avalada por la Administración. ¿Cómo ha ocurido esto? Esa es la pregunta de partida que parece guiar el trabajo El régimen de aprovechamiento de la energía eólica en Castilla-La Mancha,  obra de los profesores Delgado Piqueras y Garrido Cuenca.

En torno al Decreto 58/1999, que regula el aprovechamiento de la energía eólica en Castilla-La Mancha, los autores indagan tanto sobre los problemas competenciales que suscita esta norma como sobre los poderes que otorga a las empresas eléctricas en detrimento de otros posibles competidores o de administrados con intereses diferentes. No resulta ajeno a esta situación, una Administración que puede obrar discrecionalmente con demasiada soltura respecto a elementos reglados.

El trabajo de los profesores Delgado Piqueras y Garrido Cuenca desmenuza esas grietas de nuestro Derecho que cuestionan la equidad de una norma que favorece un interés privado respecto a otros en colisión, no sólo de los particulares, sino también públicos. Como expertos en Derecho Administrativo abordan estos problemas y nos hacen echar de menos una nueva normativa por parte de la Administración que sea capaz si no de garantizar, por lo menos de ponderar todos los intereses de los administrados en juego.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s